viernes, 6 de diciembre de 2013

"... Tú no te olvides de mí".




Tengo una... llamémosle dolencia... que está de moda. Ofrece a la vista del ojeador una cara hilarante que incluso a Roko le sienta bien. Como nunca se sabe cuándo volverá la pájara para instalarse de nuevo en mi pajarero, enfilo la autovía y tomo la directa.

Lo que queda oculto son los desvaríos, ausencias que aprisiona  un lugar llamado vacío. Amnesias arbitrarias, sin causa ni fundamento. Recuerdo -¡paradojas!- olvidos... Ahora los recuerdo. Con lo que me supo agrio o amargo o ácido no forcejeo... Con eso no. ¿Para qué? La memoria y sus restos deberían rendir pleitesía a la razón para proteger al corazón. Deberían. Igual no saben o no pueden. Por razones insensatas, se airean con el sol del mediodía... o se lavan con un programa corto, de apenas quince minutos, y todo huele otra vez a nuevo. 

Pero cuando cae en el hormiguero de la oscuridad y el abandono todo lo inolvidable por amable (lo susceptible de no ser olvidado ni dejar de ser amado), por bueno, por necesario... los hombres lloran. No sé si llega a ser agua suficiente para un riego copioso. Me gustaría creer que las lágrimas son más que abono. 

En vísperas de la fiesta de la Madre de Dios, la Inmaculada Concepción... los deseos de tener deseos, la voluntad de querer seguir queriendo a pesar de las amnesias ...
Y ese estribillo que tantas veces me ha emocionado (sin cursilerías). Primero un latigazo y después Paz.

"Y si mi amor te olvidare,
Madre mía,
Madre mía...
Mas si mi amor te olvidare,
Tú no te olvides de mí"



No nos olvides...

13 comentarios:

Modestino dijo...

Hago míos tus ruegos. Buena falta nos hace: " ... tu no te olvides ..."

sunsi dijo...

Gracias, amigo jurisconsulto. Sí nos hace falta. Un abrazo.

oles dijo...

Amiga Sunsi, No me gusta ese hormiguero tuyo al que le has tomado tanto cariño...
Y creo, firmemente, que la memoria, siempre, protege al corazon, o eso debería ser así.
"Mas si mi amor te olvidarse, tu no te olvides de mi"... No creo que se olvide ni de ti ni de nadie, incluso se acuerda de mi de vez en cuando...
Besos bonicos y apretaos desde este sur calentito hoy

Pilar Caldu dijo...

¿Quién puede olvidarse de ti, Sunsi? Y Ella menos que nadie.

sunsi dijo...

Desde luego, Oles, un hormiguero no es precisamente un palacete. Me he hecho un hartón de reír con esta salida tuya :-) No, no... Ningún terrestre se puede encariñar con una vida en el subsuelo jajaja... Querida Oles... Tendré que plantearme seriamente una metáfora más acertada. Va por ti.

Bueno... A veces doña memoria juega malas pasadas... Como tú dices, "debería". No siempre es así. Ya me gustaría.

¿Hacemos un pulso, a ver de quién se acuerda más? ;-)

Muchas gracias, oles. Un beso grande desde Tarraco. También aquí ha lucido un sol espléndido. Más besos.

sunsi dijo...

Casi que esto lo hablamos de tú a tú, mi querida profe. Em fa vergonya des del blog:-)

Esta salve me estremece siempre que la oigo... y la conozco desde muy joven.

Muchas gracias, Pili.
Un abrazo fuerte.

Zambullida dijo...

Renunciar a los deseos es como renunciar a vivir, niña.

Las lágrimas son también expresión de lo que somos, ¿no?

Me encanta esta frase: "La memoria y sus restos deberían rendir pleitesía a la razón para proteger al corazón. "

Mucho, mucho ánimo. La Virgen, y más en estos días, es la mejor intercesora.

Un abrazo.

Marina dijo...

Hola corazón. Me encanta venir a visitarte ahora que face me lo chiva a la cara.

Me gusta mucho como escribes y en este texto hay partes que me dejan absolutamente petrificada, pero ¿sabes Sunsi? No puedo comentarte tal y como debería porque yo no soy de Vírgenes, ni tampoco de Dioses o Santos. Pero te dejo todo mi cariño y lo que a tí te emociona... a mí me vale.

Un beso

Luisa dijo...

Eres una poeta en forma de prosa, una filósofa de la vida, una erudita del pensamiento, un paladín de las letras y el corazón...

Por decirlo de otra manera:¡qué bien escribes tía! :)
Besos

sunsi dijo...

Zambu, Marinilla y Luisa...
Estoy en la luna. ¡Que no os había visto hasta hoy en esta entrada! Perdonad el despiste... Voy...

sunsi dijo...

Zambu... Gracias por el comentario.

Cuando uno no tiene ni frío ni calor... no desea llenar el corazón. Muchas veces lo digo por lo bajinis. Deseo volver a desear. Y a ti, Zambu, el deseo del éxito en tus "Cuadernos azules"

¡Feliz año, escritora!

sunsi dijo...

Marinilla... ¿Te llegó la grabación desde Lleida?

Me hace una especial ilusión que "una chica como tú" entre en "un sitio como este" con una entrada así ;-) Qué maja eres Marina. Buena gente. Cuánto respeto. Gracias, corazón.

Un beso sonoro desde Tarraco.

sunsi dijo...

Querida Luisa... Afortunadamente todo esto, si es (que eres muy exagerá tú...), es un regalo, es gratis. Deja de ser lo que es si creemos que es mérito personal. Ya tú sabes, fuguilla...

A ver si somos capaces de escribir algo para la entrada de año. Primero tú; esta vez no me enredas jajaja.

Besos desde Tarraco.